Niña de 8 años muere en extrañas circunstancias en Pitalito.

Lo que al parecer inició como un simple dolor en una rodilla, era el primer síntoma de la muerte de Yeimy Natalia Motta Guaca de 8 años.

Según las primeras versiones el 6 de marzo, la pequeña le contó a su padre que el lunes 4 de marzo se había caído de unas escaleras y que por eso le dolía mucho una rodilla, motivo por el cual la llevó al hospital, donde la atendieron, recetaron analgésicos y dieron de alta, sin ningún diagnóstico alarmante.

Yeimy Natalia, se moría poco a poco sin que nadie lo notara, el sábado 9 de marzo en horas de la madrugada su condición empeoró y ahora la niña, sufría de un fuerte dolor abdominal, de nuevo su padre la llevó a la unidad de urgencias del hospital en Pitalito, donde lo médicos notaron que vomitaba sangre, tenía dificultad respiratoria, infección pulmonar, acumulación de sangre entre los pulmones y el pecho; ante la gravedad de la menor, los médicos decidieron, sedarla y entubarla, casi 9 horas después autorizaron su remisión a Neiva, pero al ser trasladada a la ambulancia, su estado se complicó y el tiempo para poder salvarle la vida a Yeimy, se terminó, falleciendo en sala de reanimación antes del mediodía del sábado.

¿Qué ocurrió?

Según lo indicado por allegados a la familia de la niña, cuando fue llevada la primera vez al hospital, no recibió la atención adecuada y aunque se informó sobre su caída desde aproximadamente dos metros de altura, la revisión a la niña no fue completa y sólo se enfocó en el dolor de la rodilla, el cual fue el motivo de la consulta.

Otras versiones apuntan a que la niña tal vez era sometida a algún tipo de maltrato físico, versión que sólo será aclarada cuando se conozcan los resultados de medicina legal, que determinarán si hay evidencia, de golpes antes de la caída o posteriores a la consulta.

Yeimmy, vivía con su padre, su madrastra y sus hermanos de 2, 4 y 6 años, en el barrio la pradera de Pitalito y al parecer su madre se había alejado del hogar hace un buen tiempo.

www.aldeasur.com tuvo la posibilidad de hablar con familiares y allegados a la niña, quienes manifiestan ser de escasos recursos económicos, por lo que requieren la ayuda económica para su funeral.

Su progenitora indicó además que diferente a lo que ha sido publicado en algunos medios de comunicación, nunca se ha afirmado que la niña estuviera sometida a algún tipo de maltrato.

Indicó también que no tienen clara la forma en que la niña se cayó, ni la razón por la que no contó a tiempo sobre su accidente y que ella sólo se enteró del estado de salud de la niña cuando estaba agonizando y que tiene dudas sobre el tipo de atención que recibió la niña dentro del hospital.

Por ahora, las autoridades investigan para poder dar claridad, sobre cuáles fueron las causas que desencadenaron la muerte de la niña y están a la espera del resultado que arroje medicina legal sobre el análisis de su cuerpo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Aldeasur.com está a prueba de Stephen Fry gracias a la caché de WP Super Cache